20 nov. 2013

Artefactos - Para el recuerdo.

Se recomienda leer el capítulo con una de las siguientes canciones de fondo:

................................................................................................................................................................
El mundo parece ir a cámara lenta a mi alrededor. Mi oportunidad ha llegado y parece que mis sentidos se aguzan para que pueda evitar cualquier clase de obstáculo, para estar preparada ante cualquier cosa que pueda ocurrirme.
En mi mente está el único objetivo de ir al lugar que descubrí, en una pequeña escapada, hace unas semanas. John entró en el baño, Yukiko andaba fuera y yo llevaba varios días queriendo ir al "Almacén de Chatarra", lugar que había localizado gracias a un mapa de la base que había encontrado en la mesilla de noche de la asiática. Quería ir allí porque en cierta ocasión me había parecido oír hablar a dos humanas sobre piezas de Brazos y Piernas de Artefacto que había en ese lugar.
Todo una relación de casualidades, de hechos, que consiguió que llegara al lugar para encontrar unos Brazos y unas Piernas a medio desmontar. Había una serie de científicos experimentando con ellos.
Ahora corro hasta allí mientras el suelo tiembla por el impacto de las bombas contra la base, mientras oigo tiroteos, mientras los humanos de la base pasan por mi lado, algunos sin darse cuenta siquiera de que soy una güns.
Otros tratan de atacarme, pero clavo mis duras y afiladas uñas en su piel y araño, haciéndoles sangrar la sangre que yo sangré cuando me las arrancaron. A otros les aparto de mi camino. Depende.
Finalmente llego al almacén, que se encuentra sumido en el caos. Entro sin dudar, y aunque los científicos reaccionan a mi presencia, no dudo en meter mis extremidades en el Artefacto medio desmontado y gritar: "Conexión". 
Para mi sorpresa, funciona. Veo con más claridad que nunca todos los cables que reaccionan a mi orden, a mi voz, todas las agujas que se van a meter en mi cuerpo, todos los tubos que llevarán mi sangre, los chips, los electrodos que transmitirán mis movimientos. Todo lo veo un segundo antes de que se introduzca en mi cuerpo.
Intento resistir el dolor, pero tanto tiempo sin entrenarme, y tanto tiempo sin conectarme, tienen sus consecuencias. Grito hasta que todo pasa, y cuando abro los ojos descubro una visión nublada por las lágrimas.
Mas no hay tiempo para llantos. Me alzo con los propulsores, y oigo cómo las Piernas chisporrotean, se quejan ante el uso. No tienen capa protectora y las chispas de los propulsores dañan su interior, su zona vital. 
A pesar de que temo que este Artefacto se rompa a la mínima y tenga que desconectarlo yo sola, lo cual es aún más doloroso que una conexión normal, sigo adelante. Recorro los pasillos en sentido contratio que hasta hace unos minutos, abriéndome paso de nuevo para buscar a quien sea que está atacando, porque puede ayudarme. 
Por fin veo otro Artefacto. Otro güns, por el emblema que luce en su Brazo izquierdo: Federación de Güns.
Sé que me mira a través de su casco, y me sorprende la frialdad que tiene para, cuando un segundo después un aliado suyo, un soldado normal, cae muerto a su lado; quitarle el casco y lanzármelo. Lo agarro y me lo pongo, y la conexión se establece inmediatamente.
Alguien me habla. Se refiere a mí como "Aliado Desconocido". Me da órdenes, pero las ignoro. En primer lugar, porque no es mi facción. En segundo lugar, porque al ser de su especie tengo tiempo antes de que puedan considerarme en su contra. Y en tercer lugar, porque ahora que tengo el casco, puedo hablar con quien quiera.
Fuerzo a las Piernas para propulsarse con más fuerza. Me importan poco los chisporroteos. Sigo el sonido de las bombas hasta llegar fuera del edificio. La luz del sol me golpea por primera vez en un par de meses, o más, y no puedo admirarla. 
Alzo la mirada al cielo para descubrir una serie de helicópteros que vuelan bajo. Amplio la imagen sólo con pensarlo gracias a la tecnología del casco, y dentro, a través de los cristales, puedo ver gente dando órdenes. Comunicación, Control. Ellos manejan este combate.
Me alzo al cielo hasta situarme frente al helicóptero que creo es el más importante, quedándome quieta. Pasan un par de segundos hasta que establecen comunicación conmigo:
- Aliado Desconocido - me saludan - ¿Qué pretendes con este comportamiento insumiso? Estás en clara desventaja, contra unos y contra otros. 
- Pretendo la finalización de este ataque - respondo, sin que me tiemble la voz.
- Eres un güns - dice la voz que me habla, en un tono un tanto sorprendido - No sabemos cómo has acabado allí. Suponemos que eres un...
- Soy un ser vivo. Ellos son seres vivos. Racionales, como nosotros. No merecen ser masacrados de esta manera - digo, cortándole.
- No vamos a finalizar el ataque - me informan.
- Entonces tendréis que lidiar con un Artefacto en vuestra contra - digo.
- Nos hemos enfrentado a güns de Amalgama antes, y en mejor estado que tú - responde, y corta comunicación.
Las metralletas del helicóptero apuntan hacia mí, pero lo que hago es protegerme todo cuanto puedo e introducirme en el aparato rompiendo el cristal delantero.
Después bajo hasta el lugar donde se concentra el combate, y me dedico a destruir bombas que caen, a proteger humanos y güns a partes iguales, a absorber todas las bolas de energía que puedo. Doy lo mejor de mí a pesar de que a cada segundo me duelen más las conexiones con el Artefacto, y no entiendo qué clase de golpe de suerte me permite sobrevivir a balazos que solo aciertan en las partes menos importantes de mi anatomía.
Horas después, cuando el combate parece apaciguarse, y cuando los de Federación de Güns deciden retirarse, me quito el casco y lo tiro al suelo. Lanzo una bola de energía contra los escombros que hay a mis pies, provocando una fuerte explosión que capte la atención de los soldados, y mientras el polvo levantado a mi alrededor aún se esparce, grito:
- ¡No olvidéis este día! ¡No olvidéis este combate! ¡No olvidéis al Artefacto que luchó por ambos bandos cuando ambos estaban en su contra! ¡No olvidéis vuestras uniones!
Entre el humo, distingo a Yukiko con una metralleta entre las manos. Entrecierra sus ojos para tratar de verme mejor entre la neblina de polvo, pero lo que hago es acercarme a ella. Inmediatamente, todos los soldados levantan sus armas en mi dirección, apuntándome, aunque ella levanta la mano para que no disparen:
Pero yo lo único que hago es decirle:
- No olvidaré quien eres, ni nuestra conversación, ni lo que hiciste por mí, ni lo que me has hecho comprender. No olvides tú todo eso de mí.
Y antes de que puedan dispararme, me alzo a los cielos para huir y encontrar una base de Amalgama. 
En el suelo, sólo queda el sonido de unos disparos lejanos.
................................................................................................................................................................
Bueno, bueno, bueno...
Una vez más, aquí estamos con Artefactos.
Supongo que os habéis dado cuenta de que ha pasado algo IMPORTANTE xD Así sutil, pero importante. Ya veréis el camino que toma Yleendra ;)
Respecto al dibujo, es Yukiko dando órdenes. Me habría gustado dibujar a Yleendra disparando a una bomba, pero no pude conseguirlo D: Lo intenté, pero quedó una mierdecilla de dibujo, así que... nos conformamos todos con Yukiko dando caña y ya está xD
En fin, muchas gracias a Cgm y a Pao D'Cid por sus comentarios en el anterior capítulo ^^ Y también por leer siempre lo que escribo.
También gracias a aquellos que no comentáis :3
Nos leemos pues... dentro de poco.
Adelanto que se sabrá algo de Ludwig en el siguiente capítulo, pero... ¿serán buenas noticias o malas? Aaaah... la intriga. 
Venga, muchos besos a todos ^^

4 comentarios:

  1. ¡ESO, ESO, EEEEESOOOOO YLEENDRA! *OOOOOOO* ¡WUUUUUUUUUUUUUUU!
    Me ha emocionado tanto que haya escapado que no puedo escribir otra cosa que interjecciones :'D ¡OÉEEEEEEEEEEEEEEEEEEE!
    ADAESDSDADSFFSA, CON GRENADE SOLO ME IMAGINO UN MONTÓN DE ESCENAS HIPER MEGA ADORABLES YLUDWIG Y... ¡¿¡¿Y LUDWIG?!?! ¡MISORA! TT.TT Tú no paras de torturarnoooosss *llora* LUUUUDWIIIG, MI QUERIDO PERSONAJE FICTICIO, ¡REBÉLATE CONTRA EL TECLADO Y VIVE! ¡VIIIIIIIIVEEEEE! *I believe he can liiive, I believe he WILL SURVIVE*- Ò-Ó Ludwig TIENE que sobrevivir, Misora. TIENE. No te conviertas en George R. R Martin TT.TT (?
    ¿Te has dado cuenta que últimamente mis comentarios son todo mayúsculas? ¿TE HAS DADO CUENTA?
    LUUUUUUUUUUDWIIIIIIIGGGG TT.TT
    -Pao
    Pd: El dibujo de Yukiko te quedó especialmente épico *O*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puedo sentir la emoción en tu comentario. Puedo PALPARLA XDDDD
      No os torturo D: Solo os lo hago pasar levemente mal para que luego lo paséis terriblemente bien... o terriblemente mal... MWAHAHAHAH xD Ay, que me da la risa xD
      Me he dado cuenta, Pao. ME HE DADO CUENTA.
      Al igual que me he dado cuenta de que te ha dado por versionar canciones xDDDD
      Respecto al dibujo, seeeeh, me siento bastante orgullosa de ello. No es que sea el dibujo más complicado que he hecho jamás, pero por algún motivo me ha quedado bien xD
      En fin, muchísimas gracias por tu comentario, estupenda, y por leer ^^
      ¡Un abrazote pa ti! :3

      Eliminar
  2. Y Ludwig?????? MI QUIERE LUDWIG!!!
    El capítulo es genial, y el dibujo im-pez-zionante

    C
    G
    M

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ludwig... Ludwig... ya le verás... o quizá no >:D MWAHAHAHAH xD
      Qué maaalvada soy xD
      Me alegra que te haya gustado el capítulo ^^ Y también el dibujo xD La verdad es que creo que ambos han quedado bastante bien :3
      ¡Muchas gracias por leer y comentar, genialosa! ^^
      Nos leemos, y un besote :D

      Eliminar

¡Eh! ¡Ten cuidado conmigo! ¡Tengo una pierna! ¡Y puedo atacarte con ella en caso de no ser respetuoso en tu comentario! Así que vete con ojo...